Policía Nacional alerta de una ciberestafa masiva por sextorsión ¡Cuidado!

La Policía Nacional ha alertado de un intento de ciberestafa masiva mediante sextorsión. Como el resto de campañas de malware y fraudes de las últimas semanas, aprovecha para lograr sus objetivos el confinamiento por el estado de alarma implantado para frenar la pandemia del COVID-19.

La sextorsión es un tipo de estafa en línea que consiste en amenazar a los usuarios con la revelación de fotografías, vídeos o información sobre su intimidad obtenidas sin consentimiento previo y les solicitan una cuantía económica a cambio de no difundir la información.

MS Recomienda

¿Virtualizas en tu empresa? ¡Participa en nuestro estudio y cuéntanos tu secreto! Leer
¿Sabes cómo modernizar tu arquitectura de análisis de datos? Leer
Seis estrategias para simplificar la integración de datos Acceder

En esta campaña, los cibercriminales indican que tienen conocimiento que el usuario ha visitado páginas de contenido pornográfico y, bajo la amenaza de difundir ese hecho a sus contactos, instan a ingresar alrededor de 1.500 dólares en bitcoins en un monedero virtual.

La campaña se está difundiendo mediante correo electrónico y más de 1.000 ciudadanos han recibido correos de este tipo en los últimos días. La respuesta a este chantaje on-line debe ser no pagar en ningún caso y comunicar su existencia a los grupos especializados en Internet de los cuerpos de la seguridad del estado como el correo [email protected] o en este enlace del Grupo de delitos telemáticos de la Guardia Civil.

Contra la sextorsión

La Policía Nacional ha publicado una serie de consejos contra esta estafa on-line que sirve en general para el resto de fraudes por Internet:

1. No alarmarse ni considerar la amenaza como real.

2. No realizar ningún pago solicitado.

3. No contestar al correo o correos recibidos ni entablar ningún tipo de conversación con los “extorsionadores”.

4. Bloquear y marcar como correo no deseado al remitente de los correos.

5. Desconfiar de cualquier correo que pueda parecer extraño y de origen desconocido

6. No “clicar” sobre enlaces del cuerpo del correo recibido.

7. No abrir archivos adjuntos remitidos desde el email recibido.

8. Renovar la contraseña del correo electrónico, equipo y aplicaciones informáticas regularmente y establecer contraseñas seguras.

9. Mantener actualizados los equipos informáticos.

Fuente:https://www.muyseguridad.net

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

6 − 5 =

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.